Con María, ¡puedes ser santo!

Crónica del reparto y del "Sábado con la Inmaculada" del 21 de enero de 2012

“¡Puedes ser santo!” Éste fue el tema tratado en el primer Sábado del año con la Inmaculada, celebrado en la Parroquia de Nuestra Señora del Rosario de Batán la tarde del 21 de enero. La Milicia de la Inmaculada en España quiso también recordar esta llamada a la santidad a través de la editorial del nuevo número, el tercero, del El Caballero de la Inmaculada, lanzado el pasado mes de enero.

Para dar a conocer El caballero y como invitación al encuentro del Sábado con la Inmaculada del pasado 21 de enero, durante la semana anterior, procedimos al reparto, esta vez de la citada publicación, en las bocas de Metro de Madrid. A lo largo de esta semana, comenzando y terminando siempre con una oración, varios mílites nos personamos en las paradas de metro de Ciudad Universitaria, Bravo Murillo, Batán y Aluche, queriendo llevar el amor de María a todas las personas que quisieron recibirlo. Como señala la editorial del presente Caballero, “Dios quiere llenar de alegría tu corazón, el corazón de cada ser humano” y “para ello no hay otro camino que la santidad”. Niños, jóvenes, hombres, mujeres, ancianos, religiosos, creyentes o no: todos somos hijos de María. Por eso, durante los cuatro días previos al Sábado con la Inmaculada, los mílites hemos querido ser “sus manos extendidas” - como nos insta repetidamente la Virgen. De ahí la importancia de un medio material como El Caballero distribuido al mundo: una frase, una palabra, el rostro de San Maximiliano Kolbe custodiado por María, o la imagen sonriente de Ntra. Sra. de la Blanca de Toledo mirando tiernamente a su Pequeño Jesús… ¿quién sabe cómo ha actuado o cómo tocará la gracia los corazones de tanta gente, ansiosos de amor, a través de un simple vistazo a El Caballero?

A continuación, el sábado 21 de enero, se celebró la vigilia de oración en la Parroquia de Nuestra Señora del Rosario en Batán, a las 18:30h. El Asistente Nacional de la Milicia, el P. Gonzalo, compartió unas meditaciones sobre la santidad vivida de la mano de la Inmaculada. “He aquí la Esclava del Señor, hágase en mí según tu palabra”. En las palabras de la Santísima Virgen tenemos el secreto para vivir cada día abandonados en la voluntad de Dios, ya que “ser santos es aceptar con amor la voluntad de Dios en cada instante de nuestra vida, cumplir sus mandatos, vivir alabándole sólo a Él”. Profundizando en el Amor de Dios que se nos manifiesta a través de Nuestra Madre, el P. Gonzalo nos animó a no dejarnos llevar por las inquietudes, angustias o preocupaciones, antes bien, descansando en el Corazón de Jesús por medio de María. Cada día es una vida, una oportunidad para crecer en el amor de Dios, para aprender en la Escuela de María; para que bajo su manto podamos ser santos. Después de escuchar la plática, nos unimos todos en la oración meditada del Rosario, contemplando los misterios del evangelio de Cristo, ofreciéndole a María de este modo la más bella corona de rosas.

Como acabamos de ser informados, febrero nos brinda otra oportunidad de colaborar con el Plan de la Virgen. A partir de hoy, El Caballero de la Inmaculada continuará difundiéndose con nuestra pequeña contribución en los metros de Ciudad Universitaria, Avenida de América o Atocha. ¿Cuántas gracias se derramarán nuevamente durante esta semana? Recemos, por tanto, por los frutos de esta misión evangelizadora. ¡Todo por la Inmaculada y para la Inmaculada, a mayor gloria de Dios!

Miquel y Cristina