¡FELIZ NAVIDAD!

"¿Qué pensabas tú, oh Inmaculada, cuando por primera vez acostaste al divino Niñito en aquel poco de heno? [...]

¡Qué sentimientos de humildad, de amor y de agradecimiento debieron de colmar tu corazón... mientras admirabas la humildad, el amor y el agradecimiento del Dios Encarnado hacia ti!

¡Llena, te ruego, también mi corazón de tu humildad, de tu amor, de tu agradecimiento!"

S. Maximiliano Kolbe